Mejora la concentración, el compromiso adquirido por el niño lo lleva a centrar su
total atención a fin de lograr los resultados requeridos en el tiempo solicitado. Como
por ejemplo, interpretar una melodía.